RSS

¿Por qué?

22 Nov

La peor enfermedad que puede agarrarse un niño corriente, es la de los por qué. Un niño corriente no es ni más brillante, ni más lento, ni más gracioso, ni más fuerte que el niño de al lado, que el de enfrente. Es un niño corriente, como vos, como también lo fui yo. Sin embargo, esa etapa de la niñez en la cuál se fomenta (y a veces se teme), la ampliación de conocimiento de la realidad común, de relación de hechos mediante los ¿por qué?…. es desastrosa si perdura. No hablo desde ningún tipo de texto, base tangible, ni de alguna estadística reciente, ni desde la voz de algún reconocido que haya afirmado esto que digo. No, lo digo desde mi propia experiencia.

Cuando pasa el tiempo, uno deja de preguntarse muchas cosas que al niño pasado le hubieran interesado (si bien por un par de minutos), nos impulsamos en algún silencioso escalón, algún objetivo casi intocable ó, por el contrario, en pequeñas metas, una detrás de otra, inmediatas y superficiales; avanzamos durante años casi sin darnos cuenta. Más allá de lo evidente, no puede verse nada más, valga le redundancia. ¿Qué diría el niño ahora? No nos importa, ¿verdad? Porque somos grandes, adultos, y las realidades cambian. Las entendemos y actuamos acorde. La secuencia es tan conocida que no hace falta que la traiga de ejemplo, lo dejo en ustedes. Y es lo que nos gusta creer.

Si bien, visto así (a vuelo rasante), suena negativo; yo siento que hay algún tipo de bendición en haber omitido la voz a tiempo y superarla para sumergirse en otro tipo de responsabilidades sin tener que someterse al intenso y molesto por qué, que picotea en todo, absolutamente todo. Quizás la felicidad perdura cuanto menos busquemos una verdadera razón (totalmente relativa al final); los momentos de alegría parecerán más eternos si tenemos menos preocupaciones abstractas. La mente no atacaría tan seguido a la calma si la bendición, el silencio, nos cubrió a tiempo.

Yo me enfermé en cuanto pasó mi niñez y no me he curado. Todo tiene que tener una razón, forzosamente… lo peor es que todo incluye todo, como ya dije. No me basta con saber por qué lo primero, también lo segundo y lo tercero. Es contagioso dentro de uno mismo (más allá, lamentablemente, no pude ir), cualquier palabra es germen de la siguiente, de la última. Posibilidades e indeterminaciones en abanico. Algo tan lejano y que jamás realmente entenderé. Simple para algunos, ya me lo han dicho. Si parece que he perdido el hilo, es que sigue ahí pero se esconde un poco. No planeo hacer un texto atractivo para que digan “oh, es cierto” ó “no lo había pensado”; no… es un desahogue. Apenas una bocanada de aire en todo este mar que es tan violento y bello al mismo tiempo. Tanto que uno no puede dejarse ir, ni volver.

Quizás esta pequeña ventana explica más de mí que mucho de lo que he escrito anteriormente.

Pequeña recomendación: http://www.ciudadseva.com/textos/cuentos/fran/voltaire/histbrah.htm

También quisiera no haber nacido.

Anuncios
 
1 comentario

Publicado por en 2011/11/22 en 'bout me!

 

Una respuesta a “¿Por qué?

  1. パオラ 海 - 空

    2011/11/24 at 3:04 PM

    La etapa de niñez es importante en nuestras vidas, pero así también, lo es dejarla atrás.
    Si expresarte por acá te ayuda, seguí así. Que andes bien!

     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: